Evaluación para el aprendizaje

Evaluación

de aula

Recursos para autoinstrucción

Instrumentos de evaluación

Rúbrica

Explicita los distintos niveles posibles de desempeño frente a una tarea, distinguiendo las dimensiones del aprendizaje a evaluar, permitiendo emitir juicios respecto de tareas propuestas o frente a situaciones naturales que se pretende observar.

 

¿Qué es una rúbrica?
Una rúbrica es una pauta que explicita los distintos niveles posibles de desempeño frente a una tarea, distinguiendo las dimensiones del aprendizaje que están siendo evaluadas y por lo tanto, los criterios de corrección. Según Condemarín y Medina, (2000)  “Una pauta de valoración que ofrece una descripción del desempeño de un estudiante en un aspecto determinado (aprendizajes logrados) a través de un continuo, dando mayor consistencia a los resultados”.
Existen dos usos comunes de una rúbrica

  • Utilizar una rúbrica como pauta de corrección: emitir juicios respecto de tareas de ejecución estructuradas como son las respuestas a preguntas abiertas, los ensayos escritos, etc.

  • Utilizar una rúbrica como herramienta para la evaluación  de tareas auténticas: emitir juicios sobre situaciones naturales que permiten apreciar las dimensiones evaluadas, pero que han surgido de manera independiente a la evaluación planificada.

Ventaja del uso de rúbricas

Generales

  • Suponen un ejercicio reflexivo y consensuado para la selección y definición de las dimensiones que serán observadas y de los criterios de evaluación y por tanto, una práctica de aguda apropiación curricular.

  • Ofrecen una descripción precisa de las distintas posibilidades de respuesta o desempeño, lo que permite recoger información de mayor riqueza al evaluar e ilumina los procesos de enseñanza, sobre todo desde la orientación al refuerzo desde la retroalimentación y apoyo a la mejora paulatina del desempeño de los estudiantes.

  • Aporta “objetividad” a las apreciaciones docentes respecto del logro de los estudiantes, de modo de garantizar consistencia entre desempeño y juicio.

Para el docente

Es una herramienta poderosa para evaluar, porque promueve expectativas sanas de aprendizaje, en tanto clarifica cuáles son los objetivos que el docente espera que los estudiantes cumplan y de qué manera pueden alcanzarlos los estudiantes.
En ese sentido, orientan al maestro para que determine de manera específica los criterios con los cuales va a medir y documentar el progreso de los estudiantes, permitiéndole describir cualitativamente los distintos niveles de logro que estos deben alcanzar.
Su aplicación provee información sobre la efectividad del proceso de enseñanza que el docente está utilizando y ayuda a mantener el o los logros del objetivo de aprendizaje centrado en los estándares de desempeño establecidos y en el trabajo del estudiante, a partir de un registro claro y preciso.

Para el docente

Constituyen una herramienta al servicio de la mejora en el desempeño, porque reducen la subjetividad en la evaluación, de manera tal que los estudiantes  evalúen y  analicen la versión  final de sus trabajos o tareas, antes de ser entregadas al docente.
A su vez, proporcionan a los estudiantes retroalimentación sobre sus fortalezas y debilidades en las áreas que deben mejorar y permiten que los estudiantes conozcan los criterios de calificación con que serán evaluados, pero sobre todo, el estándar de desempeño que reflejara calidad en sus trabajos.
Finalmente, promueven la responsabilidad, la autorreflexión y proporcionan criterios específicos para medir y documentar su progreso. Pueden ser utilizadas para mejorar las tareas cuando estas son deficientes.


componentes rubrica

 

¿Cómo construir una rúbrica?

  1. Describir lo más claramente posible, los criterios de desempeño específicos que se va a utilizar para llevar a cabo la evaluación de esas áreas. Deben permitir establecer qué tanto ha aprendido el estudiante del aprendizaje y el Objetivo de Aprendizaje que se está trabajando. Esto implica identificar las competencias y subcompetencias asociadas a un aprendizaje y describirlas detalladamente.

  2. Diseñar una escala de calidad para evaluarlas, esto es, establecer los niveles de desempeño que puede alcanzar el estudiante. Para ello es necesario determinar el estándar  y, por tanto, una práctica interesante es comentar con otros docentes del área su juicio u opinión respecto de cómo este ha sido definido.

  3. Elaborar la matriz detallando el desempeño referido a cada aspecto.

  4. Practicar la matriz con algunos casos puntuales. Es interesante probar y mejorar las matrices a partir de la prueba en casos específicos, incluso desarrollados por docentes del área. Esto es útil para definir sobre todo el nivel mayor de logro.

  5. Ajustar la matriz de acuerdo a la primera práctica.

Tipos de rúbricas

Holística: Evalúa el trabajo de un estudiante como un todo. El profesor evalúa la totalidad del proceso o producto sin juzgar por separado las partes que lo componen. Con una rúbrica de este tipo se evalúa el todo del proceso o producto, sin juzgar por separado las partes que lo componen. Caracteriza los distintos niveles de desempeño frente a la tarea como un todo: “el todo es más que la suma de sus partes”.

VENTAJAS

DESVENTAJAS

    • Más fáciles de elaborar y más rápidas de aplicar.

    • Mayores índices de acuerdo interjueces (son juicios globales).

    • Entregan información general acerca del desempeño.

Analítica: Evalúa e identifica los componentes de una tarea o un determinado trabajo; se evalúan por separado las diferentes partes del producto o desempeño y luego suma el puntaje de éstas para obtener un puntaje total. Distinguen elementos o las dimensiones de la tarea y para cada una de ellas especifican los niveles de desempeño posibles.

VENTAJAS

DESVENTAJAS

    • Facilitan la identificación y evaluación de componentes de un producto trabajo o proyecto.

    • Dan información específica y detallada del desempeño. Útil para posteriores decisiones.

    • El acuerdo interjueces es más complejo ya que debe producirse a un nivel de mayor especificidad.Son más complejas de elaborar y de aplicar.

 

¿Qué tipo de rúbrica utilizar?
Depende de la consideración de los siguientes criterios:

  •  ¿A qué se asignará valor pedagógico? ¿Al producto? ¿A sus elementos? ¿A ambos?

  • Sobre el punto anterior es fundamental considerar que  hay menos detalle que analizar en una rúbrica holística, y por lo tanto, son indicadas cuando se espera recibir un resultado final único (sin diferencias a nivel de dimensiones)  y las analíticas pueden ser de mayor utilidad  para tomar acciones a partir de los resultados, por ejemplo planes remediales o cursos remediales.

  • Nivel de experticia y dominio del tema (a mayor experticia mejor manejo de rúbricas holísticas, no hay que dar a conocer con tanto detalle en qué consiste cada criterio, por ejemplo).  Es importante indicar que SIEMPRE el criterio para escoger la rúbrica debe asociarse al objetivo que perseguimos con nuestros estudiantes, por tanto, es fundamental compartir la experiencia de elaboración de rúbricas con otros docentes del área o departamento para ajustar y ganar consistencia en la elaboración de las rúbricas, como una forma más de desarrollo profesional al servicio de la enseñanza.

  •  Sobre el punto anterior es importante decir que la cantidad de docentes en las mesas de trabajo impactará de alguna manera el producto: diferentes profesores pueden tener ideas distintas respecto a lo que constituye un criterio aceptable, por eso es fundamental comentar dichos criterios considerando siempre como referente las demandas del Marco Curricular.

 

Consideraciones importantes
Para elaborar una rúbrica de calidad es impresindible considerar las siguientes preguntas a lo largo de todo el proceso de costrucción:

  • ¿Sobre qué evidencia aplicaré la rúbrica?

  • ¿Cuál es mi estándar?

  • Recordar que lo que se establece como «correcto»  es el piso de lo que se necesita para lograr el estándar.

  • La descripción del desempeño ¿apunta a lo central de la dimensión y excluye aspectos irrelevantes?, ¿cómo he distinguido entre aspecto relevante y aspecto irrelevante?

  • ¿La graduación entre los niveles es la correcta o falta un nivel que dé cuenta de desempeños intermedios?

  • La graduación, ¿se da solo por cantidad de componentes considerados o se debe mirar cualidad de concreción de dichos componentes?

  • ¿Cómo se espera observar lo detallado o descrito en el nivel de desempeño? Se sugiere operacionalizar en relación a  conductas o evidencias observables, de otro modo, la rúbrica no podría ser aplicada.

 

Recursos asociados
 
Rúbrica

En esta presentación encontrarás una síntesis del contenido desarrollado en este tema.

Ver recurso

 

Temas relacionados
Listas de cotejo y escalas de apreciación

Son instrumentos que forman parte de la técnica de observación, es decir, a través de su aplicación se obtiene información sobre conductas y acontecimientos habituales de los estudiantes y permite conocer aspectos como intereses, actitudes, habilidades, destrezas, etc. Deben ser complementadas con instrumentos de otras técnicas.

Rúbrica

Explicita los distintos niveles posibles de desempeño frente a una tarea, distinguiendo las dimensiones del aprendizaje a evaluar, permitiendo emitir juicios respecto de tareas propuestas o frente a situaciones naturales que se pretende observar.

Portafolio como actividad del evaluado

El portafolio es un instrumento de evaluación que permite recoger información sobre el desarrollo de un proceso, para apreciar no solo un puntaje, sino evidencias respecto de su trayectoria de aprendizaje. A través de la compilación de trabajos del estudiante que aportan evidencias sobre sus conocimientos, habilidades y lo que piensa frente al desafío de trabajo propuesto es posible evaluar el proceso completo y su desarrollo en tiempo.